Inmigrantes en Chile.

Te has preguntado por que nuestro país recibe cada día más inmigrantes, esa pregunta me la he hecho, consiguiendo los siguientes resultados, según lo que averigüe es como Latino américa nos mira, descubrí que para ellos somos un país económicamente estable, pacífico y con una política estable. Siendo uno de los países que más han crecido en los últimos años del lugar número 76 al lugar número 22, según estudios realizados.

 

Muchos ven a Chile como un país de oportunidad, fácil es el acceso y no tan burocrático, ya que con la creación de la “Ley de Empresas en Un día” y lo fácil de adquirir créditos muchos extranjeros se han establecido en nuestro país, ejemplo de eso podemos ver a coreanos, chinos etc, como han crecido sus empresas, los vemos instalados en todas partes de nuestro país en algunos casos ya dueños de cuadras y de malls.

 

Pero no todo es color de rosa, aunque el 58% de las visas que se otorgaron en 2015 fueron visas de empleo, según el Departamento de Extranjería y Migración, un estudio de la Universidad de Talca sobre condiciones laborales en inmigrantes encontró que los más afectados a la hora de encontrar trabajo son los haitianos (81%) y los colombianos (72,3%), así como venezolanos (47,5%) y peruanos (46,7%). Esto es, por  la falta de estudio,  factor que influye en la búsqueda de trabajo.

 

Por un lado nos ven “económicamente estable”, cuando en verdad estamos como nación atochado en deudas,  las jornada laborales son muy largas, en algunos casos hay que abandonar a la familia por una “estabilidad económica” más segura, el exigir o exigirte más por alcanzar lo que anhelas,  lo que se ha logrado de esto es una sociedad enferma, carente y siempre con necesidades. Si esto le ocurre a los Chile podemos imaginar lo que le ocurre a los emigrantes sin estudios, que muchas veces son mal mirados por su condición racial o son víctimas de abuso de todo tipo.

 

Como nación debemos recibir a los extranjeros, es un mandato hacerlo, no podemos ni debemos menospreciarlos, no debemos permitir que se abuse de ellos y menos que se les robe o se golpee su dignidad.

 

Lamentablemente hemos visto en las noticias como mucha gente sin escrúpulos los contrata y después no les pagan, los estafan, los engañan, abusan en los trabajos o se les cobra mas de lo debido por el arriendo de piezas que no están en condiciones de ser utilizadas. Aquí en Chile “ya no se quiere mucho al que es forastero”. lamentablemente la avaricia y la codicia han mostrado sus garras una vez más, muchos se enojan con los políticos por todos los robos y por corrupción, pero vemos que esto no está solo en el ambiente de la política sino también en muchos que levantan el dedo para enjuiciar a otros y no se ven así mismos la vara que tienen en el ojo, pero si ven la paja en el ojo ajeno.

 

 

Chile… país pacífico, esa mirada es vista sobre el hecho de no estar en contienda con otros países, si bien es cierto, bajo esa mirada, gracias a Dios por eso, pero en el trasfondo vez contiendas y guerra, el soborno, por ejemplo, empleados atemorizados, subyugados, oprimidos, mudos y sometidos a un sistema que no te permite hacer, sin opinión.

 

Muchos ya han alzado la voz y las leyes van avanzado, vez como la gente cansada de abusos se ha levantado y las leyes si o si han tenido que comenzar a cambiar.

 

Mucho debemos de agradecer y amar aún más nuestro país, Dios nos mira con misericordia al no permitir que sucedan hechos o sucesos que ocurren en otras naciones, en lo pacífico, a través de guerras y contiendas, en lo estable, país sin hambruna. Sí como sociedad nos queda restituir la libertad y dar el valor que le corresponde a aquellos que más lo necesitan, el de amar al prójimo como a uno mismo, estrechar la mano al necesitado y de mirar como Dios mira.

Please reload

Últimas Publicaciones

October 12, 2018

October 5, 2018

Please reload

Corporativo

  • Facebook
  • Instagram
  • Twitter
  • YouTube